Imagen tomada de: adolescentesbrillantes.blogspot.com

Podemos decir que la autoestima y el cuerpo se ligan a menudo. Esto es la suma de la confianza y el respeto, ambas integradas, que una persona siente a hacia si mismo, es fácil comprender que la autoestima y el cuerpo tengan una relación significativa.  Hay que tener en cuenta que la primera apreciación que todo sujeto tiene sobre si mismo  de su ingreso a lo social a través del contacto con el cuerpo de los otros significantes que ven, esperan, y reclaman de ese sujeto.

Imageb tomada de: adolescentesbrillantes.blogspot.comEn el contacto directo con las personas que cubren y significan las necesidades del niño, se da la valoración y humanización del cuerpo. Así es como la propia personalidad va formándose a través de los deseos y opiniones de aquellos otros importantes para cada quien. También en ese modelo armado se incluye la propia relación entre la autoestima y el cuerpo de los modelos en los que cada sujeto se refleja y constituye.

A lo largo del crecimiento estos rasgos tomados de los otros significantes, son asimilados como la propia valoración del sujeto sobre si mismo. Y en esta valoración de la autoestima y el cuerpo influyen luego, en la adolescencia, la posibilidad de inscribir y conceptualizar la experiencia única de cada sujeto con el medio a través de la interacción, transformando lo heredado en original y posibilitando el cambio.

Por todas estas razones es fundamental supervisar la constitución de la relación entre la autoestima y el cuerpo en los adolescentes. Es necesario que los adultos permitan y promueva una alta valoración del propio cuerpo en los adolescentes.

Imagen tomada de: adolescentesbrillantes.blogspot.com

Que se trabaje sobre los verdaderos orígenes de los conceptos de belleza en la época actual y sobre la importancia y la necesidad del respeto y la aceptación de la no masificación de los estándares corporales que se asocian a posibilidades de éxito y triunfo. Es todo cuanto puedo aportar con respecto a la autoestima.